Consejos para prevenir los abusos infantiles

La mejor forma de evitar el abuso sexual infantil: la prevención

El dato es claro y escalofriante: el 75% de los agresores en casos de abuso a menores pertenecen al entorno de la víctima. En este contexto, no resulta extraño que una de las preocupaciones de los padres sea prevenir el abuso sexual infantil y empoderar a sus hijos para evitar que pasen por situaciones no deseadas. 

Lejos de asustar a los padres, este dato es una señal de lo necesario que es actuar para dar a sus hijos las herramientas necesarias para que puedan protegerse de agresiones sexuales o comportamientos o situaciones sexuales no consentidas.

 Consejos para prevenir el abuso sexual infantil

Empoderar a los niños es la mejor manera de prevenir el abuso sexual infantil. 

Si los niños saben cuáles son sus derechos, son independientes y tienen una serie de conocimientos será más fácil hacer una labor de prevención del abuso sexual. En este sentido, las acciones para la prevención del abuso en niños pueden variar en función de la edad del menor. 

Analizamos con algunos consejos cómo afrontar este tipo de situaciones y la mejor manera de ayudar a tus hijos.

Terapia psicológica para superar abusos sexuales

Menores de 3 años

Según datos de la Fundación ANAR, 4 de cada 10 víctimas son menores de 12 años. En este sentido, y desde un punto de vista psicológico, mientras más pequeños son los niños, mayor es su vulnerabilidad.

Los niños menores de 3 años son uno de los colectivos más vulnerables ante el abuso infantil porque es más fácil engañarles para abusar de ellos, no son conscientes de lo que les pasa, tienen menos recursos para defenderse y más dificultad para contar y poner palabras a lo que les sucede. 

En esta franja de edad, la prevención del abuso infantil en niños la podemos centrar en consejos como:

  • Que sepan los nombres reales de las partes privadas de su cuerpo: vulva o pene, en vez de “pilila” o “chichi”. 
  • Respétalos, genera seguridad y confianza en ellos mismos y anímalos a decir “NO” si no quieren ser tocados, aunque no sean desde un punto de vista sexual. Si no quieren que alguien les dé un beso, ¡pueden decirlo! 
  • En estos primeros años, incúlcales que solo ellos mismos, mamá o papá pueden tocar sus zonas íntimas. 

Prevenir el abuso en niños de 3 a 6 años

A estas edades aún es pronto para hablarles del concepto de agresor sexual. Por lo tanto, es mejor usar frases cortas y fáciles de entender para su edad y enfocar la prevención en aquellos comportamientos o situaciones que están permitidos o no, así entenderán que en relación a sus partes íntimas existen límites. 

  • Ya saben el nombre de sus partes íntimas, ahora deben saber que nadie debe tocarlas a excepción de ellos, papá, mamá y, en alguna ocasión, quizás especialistas como los médicos. Pero nadie más. Y si en algún momento no quieren que nadie les toque, también está bien. 
  • Los niños deben saber que no es apropiado que alguien toque o mire su vulva o pene. El límite es la ropa interior. 
  • A partir de los 3 años son más independientes y tienen que saber que no necesitan la ayuda de otros adultos para ocuparse de sus zonas íntimas. Facilita y empodera su autonomía en rutinas básicas del día a día como son lavarse, vestirse o ir al baño. En este sentido, enséñale a limpiar y cuidar sus partes íntimas para que no sean dependientes en este aspecto. 
  • Los niños saben que no deben tener secretos con sus padres y pueden confiar en ellos para todo. Sin embargo, puedes enseñarle cuál es la diferencia entre esconder un buen secreto (un regalo sorpresa) o malos secretos, es decir, aquellos que ocultan una acción o comportamiento indebido. Utilizar los cuentos para ayudarles a entender esto es una muy buena forma de explicárselo. Un ejemplo muy recomendable es el cuento ¿De qué color son tus secretos? de Margarita García Marqués.
  • Desconfiar de extraños y no irse con desconocidos es algo en lo que siempre hay que hacer hincapié. 
  • Enséñale a decir NO si alguien traspasa el límite de la ropa interior e intentar tocarle. Puede aprender a decir “Eso no se puede tocar” a personas que no sean su padre o madre. Es una forma fácil de reforzar la negatividad del niño ante posibles conductas sexuales inapropiadas. 

Niños de 6 a 12 años

A partir de esta edad, mediante una conversación calmada, adecuada a su edad y sin alarmar se le puede hablar del abuso infantil sin ser explícitos ni entrar en detalles. 

Lo más recomendable es reforzar e incidir en la prevención. ¿Cómo? Reforzando los límites mencionados anteriormente: 

  • Nadie debe tocar sus zonas íntimas sin su consentimiento, 
  • Su cuerpo es suyo y tiene derecho a que se respete su intimidad (también debe respetar la de los demás). 
  • Recordarle que hay “gente mala” que le gusta hacer cosas inapropiadas con los niños y recordarle que esas personas también pueden ser de su entorno. 

¿Necesitas ayuda profesional?

El momento de ofrecer este tipo de información siempre dependerá de la madurez de tu hijo. Lo más importante es informar, pero sin crear miedo ni alarma. El objetivo no es asustarle, sino empoderarle, darle confianza y seguridad y que conozca que hay límites y que tiene sus derechos

En niños a partir de 12 años, la conversación puede ser más explícita. Se sienten mayores, pero no lo son y también empieza a crecer el interés por el sexo. En esta franja de edad, la mejor forma de prevenir el abuso sexual en niños es hablando claro. 

Deben saber que es importante proteger su intimidad y tener cuidado con el uso que hacen del móvil y las redes sociales. Deben saber qué tipos de fotografías, vídeos o estados pueden subir, tener unas normas de seguridad, no contactar ni confiar en desconocidos, etc. 

También es importante que haya un control parental de las nuevas tecnologías para vigilar las páginas o vídeos que frecuentan en Internet. 

Por supuesto, además de la prevención del abuso infantil, los padres también deben conocer señales o síntomas de abuso sexual infantil y pueden contactar con un psicólogo infantil o experto en abusos sexuales

1 comentario en “La mejor forma de evitar el abuso sexual infantil: la prevención”

  1. Pingback: Cómo saber si Abusan de un Menor » Aila Psicología

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve + diecinueve =

Scroll al inicio
¿Necesitas ayuda?